Glossar Navigation

Juegos de sociedad

Juegos de sociedad antes

En la antigua Roma los juegos de mesa tenían un elevado valor y eran muy importantes para la vida diaria. La gente quedaba en las tabernas, en casa o en cualquier lugar. Los romanos tenían muchos juegos diferentes, pero sólo unos pocos tipos diferentes de mesas de juego, donde jugarlos. Una variación de un juego que jugaban los romanos es por ejemplo nuestro actual tres en raya. Sin embargo ellos nos sólo jugaban a juegos de mesa, sino también a juegos de dados, acertijos y juegos de azar, aunque estos estaban mal visto y después fueron prohibidos hasta que el emperador Claudio los permitió y los trajo de nuevo a la vida pública. La justificación de la prohibición era que los juegos de suerte y de dados supuestamente fortalecían la decadencia moral y debilitaban el carácter. Pero como era de pensar, los romanos seguían jugando a pesar de la prohibición. Para los romanos las peleas de gladiadores y las obras de teatro formaban parte de esos juegos de sociedad, ya que fortalecían a la comunidad.

Juegos de sociedad hoy

Hoy en día existen diferentes categorías de juegos de sociedad. Hay muchos juegos de mesa, juegos de cartas, juegos de rol, concursos y mucho más. El objetivo de  estos juegos es que nos divirtamos jugando con ellos. Hay juegos de sociedad para todas las edades, que dan una recomendación de la edad mínima que los jugadores han de tener para jugar. Los juegos clásicos de sociedad que primero se nos vienen a la mente son aquellos que al jugar reúnen a toda la familia. Sin embargo, incluso juegos como la "gallinita ciega" son juegos de sociedad ya que distraen a las personas de la vida cotidiana y los conecta. Con ellos la gente se divierte haciendo cosas juntos que normalmente no se hace en la vida cotidiana y que, según Johan Huizinga, es este el propósito de los juegos de sociedad. Y si piensas en la última vez que jugaste con amigos o familiares, verás que es verdad lo que una vez dijo Huizinga.

Juegos de sociedad en el ordenador

Muchos juegos de sociedad se pueden jugar ahora también en el ordenador. La ventaja es que ya no tienes que estar con los demás jugadores en la misma habitación. Con Internet, se puede acceder al juego desde prácticamente cualquier lugar. Otra ventaja es la posibilidad de que los jugadores “de carne y hueso” pueden ser sustituidos por jugadores “virtuales”. Aquí se puede ajustar el nivel de dificultad, del contrincante. Sin embargo, a esta inteligencia artificial a menudo le falta algo especial, como el instinto y la acción creativa, ya que los movimientos y comportamientos son programados con antelación.

 

Juegos de sociedad: Juega con tus amigos a los clásicos juegos de sociedad en SmeetJuegos de sociedad: Juega con tus amigos a los clásicos juegos de sociedad en Smeet